Perarnau Magazine

"La clave del éxito no es jugar como un gran equipo, sino jugar como si el equipo fuera una familia". Stephen Curry


Barça / Fútbol / Informes España

Adiós al último gran fichaje de Pep

por el 9 julio, 2014 • 15:21

fotonoticia_20140310140614_800

No creo que Alexis Sánchez hubiera salido del F. C. Barcelona si hubiera tenido menos de cuatro (o hasta cinco) entrenadores en tres años. Al fin y al cabo, para Guardiola, Tito (mientras estuvo al 100 %) y Martino (mientras no estuvieron todos los de más jerarquía) fue titular. Y, lo que es más importante, el equipo siempre fue mejor con él.

Quizá esta afirmación resulte extraña a aquellos observadores de lo superficial que determinaban que el chileno no tenía el nivel necesario para jugar en el Barça por ser su nivel técnico inferior al de sus compañeros. El juego de Alexis, cuando más útil fue, consistía en mostrar sus carencias para que no lo hicieran sus compañeros. Ni más ni menos.

Él era quien recibía rodeado de contrarios, quien corría de punta a punta para generar espacios en campo rival y cerrarlos en el propio. Todo ello para que Messi tuviera más espacio para recibir, el juego pudiera ser más fluido y el equipo no se partiera en defensa. Obligado a un desgaste impropio en un delantero, su precisión técnica se veía reducida como lo hubiera hecho la de cualquier ser humano.

En esta función, tan innovadora como incomprendida, superó a todos los que le precedieron. Se movía más y mejor sin el balón de lo que lo habían hecho Pedro, Bojan, Ibrahimovic, Henry e incluso el mismísimo Eto’o. En defensa, trabajaba como el que más. Y jamás ponía una mala cara. Todo era entusiasmo y hambre en él. La ilusión del chico de origen humilde que complementaba la madurez competitiva de los más grandes campeones de la historia.

Sin embargo, la situación cambió bastante la última temporada. Martino, un entrenador que no demostró saber nada acerca de maniobras de distracción para generar espacios en ataque estático, quiso que Alexis fuera el de Chile sin que Messi dejara de ser el Barça, con el resultado por todos conocido. Aunque, eso sí, Sánchez se acercó bastante. Con unas cifras excelentes para partir de la banda y conservando todo el sacrificio que le era requerido, fue uno de los mejores culés de la 2013-14. Solo la incapacidad de su equipo para reaccionar al gol de Godín en el último partido de liga le privaron del reconocimiento merecido.

Lo que sucede es que esta situación llevó a una contradicción. Por sí mismo, sin un importante papel asociado al juego colectivo, Alexis no es lo suficientemente bueno para ser titular en el Barça. Por ello, paradójicamente, cuando los números mejor hablaban de él, menos necesaria era su participación en el equipo.

Pero solo necesitaba un gran entrenador que apostara por él, nada más. Como lo hacía Pep, convirtiéndole en la pieza que puso patas arriba el Bernabéu a los pocos meses de su llegada. Tener a un jugador que siempre lo da todo, que acepta un papel más o menos importante, que corre por y para todos y que puede desenvolverse en cualquiera de las posiciones de ataque no es algo que tomarse a la ligera. Menos aún si los dos delanteros titulares, Messi y Neymar, necesitan a alguien que presione, vaya al espacio por ellos o juegue por la derecha o por el centro en función de las características del rival.

Por si lo anterior fuera poco, el chileno tenía otra virtud incontestable: no exigía ser titular indiscutible, solo serlo si se lo había ganado a pulso. Permitía configurar la plantilla con él y otro jugador como Pedro disputándose un puesto, redundando en una más que útil competencia interna en una parte delantera en la que no abunda por la calidad de Messi, Neymar, Iniesta o Busquets. Si se ficha a un jugador importante para reemplazarlo como parece, cinco de las seis plazas desde el centro del campo tendrán un dueño preasignado antes incluso de que el nuevo proyecto eche a rodar. Es un riesgo considerable.

Mas tampoco se trata de llevarse las manos a la cabeza. El F. C. Barcelona ha apostado por un cuerpo técnico que parece tener las ideas claras y estar teniendo un peso decisivo en la configuración de la nueva plantilla, lo cual es imprescindible. Del mismo depende hacer buena la marcha de Alexis, aunque se antoja difícil.

Respecto al chileno, se va como estuvo: sumando y hablando maravillas del Barça. Al nuevo fichaje Claudio Bravo, al mundo sobre la manera de jugar y la influencia que ha tenido en su evolución como futbolista. Sin levantar la voz ni mostrar rencor a quienes le han silbado o, simplemente, no le han valorado. Su destino, el Arsenal, parece bastante adecuado. Primero, porque reúne gran parte de lo que le falta al ataque de los londinenses: intensidad y profundidad. Las miradas de Özil buscando a quién asistir al espacio ya no quedarán más en el vacío; él, Ramsey y Wilshere podrán asociarse sin que los defensas rivales puedan pegarse a sus mediocentros por la amenaza del chileno.

Esta vez, a diferencia del verano pasado, Arsène ha renunciado al fichaje más carismático pese a costar algo parecido (Cesc) para apostar por quien más necesitaba. No solo por lo anterior, sino porque en una liga en la que se defiende tan mal el espacio entre líneas y en un equipo tan anárquico en la táctica ofensiva como el Arsenal, sería raro que Alexis no fuera uno de los mejores jugadores del campeonato.

Respecto a él, a priori cambia las más altas metas colectivas por las individuales. Como el listo que pasa a preferir ir con gente normal para destacar o la guapa que ya no sale de fiesta con las que son más guapas que ella. No es de extrañar tras pasar tres años a la sombra de la más guapa de siempre. Sí, aquella a la que para que siguiera siendo la más bella, Pep le puso por delante a Alexis. Adiós a su último gran fichaje.

* Rafael León Alemany.


– Foto: Albert Gea (Reuters)



Para acceder a la Revista basta con hacerse socio del Club Perarnau aquí. 
orange county local std test
Perarnau Magazine es mucho más que un blog de fútbol: es el punto de encuentro en la red del análisis deportivo con el valor añadido, la mirada en profundidad que no descuida la inmediatez. Dirigido por el periodista Martí Perarnau, el Magazine concentra opiniones que van desde el análisis competitivo a temáticas concretas como las tácticas de fútbol.

El deporte rey centra buena parte de los contenidos y resulta una publicación especialmente útil para un entrenador de fútbol o un simple aficionado que quiera descubrir desde facetas de su propio deporte hasta historias relacionadas con el deporte en general. El balón y las noticias que lo rodean centran el grueso de los contenidos, pero no se limitan al fútbol. El hecho diferencial del Magazine radica en la variedad: ponemos el foco en los principales deportes olímpicos y sus competiciones, en la salud aplicada al deporte y en un exhaustivo diagnóstico del mercado profesional.

Perarnau Magazine quiere liderar en la red un periodismo deportivo reposado que se abre camino con las luces de carretera antes que con las de crucero.

©2020 Blog fútbol. Blog deporte | Análisis deportivo. Análisis fútbol
Aviso legal



Información: info@martiperarnau.com
Club Perarnau: club@martiperarnau.com
Publicidad: publicidad@martiperarnau.com

Horario de atención al socio: De lunes a viernes de 09.00h a 18.00h