Perarnau Magazine

"Solo los buenos quieren mejorar. Por eso son buenos". Nick Faldo


Formativo / Atacantes / Perfiles

Jesé Rodríguez

por el 13 abril, 2012 • 21:15

Atacante talentoso que se exhibe de finta en finta y asombra de boca en boca. De jugar en Juvenil División de Honor a debutar en Primera. El sábado 26 de marzo de 2011 en el Cerro del Espino, ante el Atlético de Madrid, sumaba el gol de la victoria y varias genialidades para proclamarse, junto a su equipo, campeón del grupo V de División de Honor. Un año después, el 25 de marzo de 2012, José Mourinho lo hacía debutar en el Santiago Bernabéu ante la Real Sociedad.

En edad juvenil aún, Alberto Toril forja al futbolista canario en la categoría de bronce. De Cristiano Ronaldo a Muhammad Alí. En una temporada, el canterano del Real Madrid está mutando su juego. Tanto en banda como entre líneas vuela como una mariposa y pica como una abeja.

 

FICHA TÉCNICA

Nombre completo: Jesé Rodríguez Ruiz
Nombre futbolístico: JESÉ
Fecha de nacimiento: 26/02/1993
Nacionalidad: Española
Altura: 1’78 m
Peso: 73 kg
Club: Real Madrid Castilla
Campeonato: Segunda División B, Grupo I

 

PERFIL FUTBOLÍSTICO

• Ámbito físico

Futbolista de tracción a las dos piernas, de potente arrancada y paso enérgico. Su curiosa forma de esprintar, el tronco erguido y los muslos formando casi noventa grados con la cadera, recuerda más a un velocista que a un jugador de fútbol. Su vuelo se caracteriza más por la longitud de su zancada que por la frecuencia de sus pasos.

El componente físico en su juego no tiene sentido sin el balón. Todos sus esfuerzos y cualidades giran alrededor del gol. La velocidad es su valor añadido. Su capacidad de reacción y aceleración sale a flote en un desmarque y resuelve en forma de regate, pase o tiro con rapidez máxima. La fuerza y el músculo son la herramienta de sus movimientos.

La flexibilidad empaqueta y protege sus virtudes físicas. De la elasticidad y la coordinación surge la destreza de Jesé. Prepara el aparato locomotor para actuar al límite en un juego lleno de incertidumbre del que se espera la perfección.

Impulso y momento, veloz de cuerpo y mente. Sus cualidades físicas dan cuerda a su creatividad técnica. De la potencia y el talento asoma su ambición por desbordar rivales, apoyar al compañero, llegar décimas antes a un espacio libre o adueñarse del protagonismo que da el balón.

 

•    Ámbito técnico

Fintas, quiebros, visión de juego y filigranas. Una amalgama de gestos técnicos. Hábil con el balón en los pies, domina tiempo y espacio, dribla a rivales con seguridad y ejecuta con decisión. Desde que está en Segunda B, el fútbol ha dejado de ser un juego para convertirse en un oficio. Todos sus recursos tienen un fin. El ganador vive cada instante del juego.

Talento en estado puro que el profesionalismo comienza a fraguar. Mantiene intactas la creatividad e imaginación del niño canario, pero ahora están al servicio de la eficacia del equipo y no para adornar jugadas. El regate y la finta no son la materia prima del juego, sino un aditivo. El balón es su mundo, todo sucede cuando gira.

Su felicidad comienza con un control orientado, prosigue dominando el balón entre el jaleo de la grada al ver como le persiguen sombras que no le alcanzan y acaba guardando silencio, deteniendo el tiempo, con la sangre fría de quién tiene el destino a sus pies.

Cuando conduce el balón controla todas las superficies de contacto, mide la relación velocidad-obstáculos con la capacidad de cambiar de ritmo o inventarse un regate. Resuelve, si es necesario, con un buen tiro. En función de la situación, fuerte o colocado.

Crack del regate compuesto, aquel que necesita de una finta para desbordar. A medida que juega más partidos de alto nivel comprende que el desborde necesita velocidad de crucero para ser decisivo, por ello cada vez se frena menos delante del rival y, a veces, opta por el pase cuando es mejor que driblar.

La defensa es su asignatura pendiente. Quizás porque su ambición no aprecie honores en robar un balón. No parece dominar ninguna faceta defensiva, ni tan siquiera la intuición para interceptar. El orden táctico lo tiene por obligación.

De lo individual a lo colectivo. Ha entendido que lo importante en el fútbol es marcar la diferencia. Esto no depende sólo de sí mismo sino de asociarse, emplear la técnica más adecuada para conseguir la finalización de la jugada. De las posturas a la eficacia. Siempre accesible al juego y preciso en la ejecución.

 

•    Ámbito táctico

El fútbol, un juego entendido en cuartos, y que Jesé disfruta a medias sólo cuando su equipo tiene el balón. El juego tiene cuatro fases. El ataque en posición, la defensa organizada y las transiciones, robar la pelota y avanzar hacía el gol o recular para no encajar una vez perdido el balón. Aunque con el fin de simplificar, otros lo resumen en dos polos, atacar o defender, poseer el balón o perseguirlo.

El delantero canario es de los que empezaron a jugar al fútbol en dos dimensiones y ahora lo empiezan a ver en 3D. Sin embargo, él sigue prefiriendo oler el cuero de cerca. Con balón, su habilidad cobra sentido cuando beneficia al equipo. No se regatea a sí mismo e intenta no poner freno a sus acometidas.

Comprende la existencia de unos elementos del juego que hay que controlar. Balón, adversarios, compañeros, espacios libres y porterías. Al ataque flotan todas sus virtudes y en defensa florecen sus defectos.

Le gusta correr hacía delante, ver la meta rival cada vez más cerca. No tanto los laberintos en los que se convierte el fútbol cuando pase a pase se buscan caminos para el gol, pero no se avanza. Al contraataque, empalma la visión de juego y la toma de decisiones con la técnica. En el juego de posición, el cometido es no perder el balón, prefiere mostrarse y asociarse.

En la banda, tira desmarques de ruptura para ser vertical o se acerca en apoyo para pedir la pelota al pie y desarbolar a la defensa contraria tras encarar. En la mediapunta, surfea entre líneas. Se aproxima al centro del campo para tocar. Se esconde entre defensores y centrocampistas rivales para conducir o lanzar, desequilibrar con el último pase o matar de etiqueta.

Defiende porque lo obliga el sistema, las reglas no escritas del juego en equipo. Ocupa su demarcación en el engranaje táctico, cierra líneas de pase sólo por presencia. En cambio, cuando el rival es dinámico, el balón corre más deprisa que su obediencia. Sin balón, muestra cierta displicencia que puede llevarle a la crítica.

Con Alberto Toril como entrenador y la Segunda B como escenario está entendiendo los porqués de cada situación. Aún le queda camino por recorrer. Ser más decisivo, no un talento intermitente que aparece en ciertos momentos. Aunque con el temperamento suficiente para saltarse las reglas, convertir la técnica en su propia táctica.

 

Haber:

• Su calidad. Dispone de cualidades técnicas y dominio del balón para resolver. Dotado de recursos futbolísticos para inventar, producir y culminar victorias.

• Personalidad y ego para crecerse ante las grandes metas. Se expone a la presión El miedo a perder surge del propio juego. Entonces toma el protagonismo, acaba jugadas o las emprende regate tras regate.

• Vertical. Su juego muta de los ¡oh! de la grada al eco del gol. Busca las debilidades de la defensa rival para presentarse en su portería.

 

Debe:

• Incandescente. Las genialidades duran segundos y no son frecuentes. Jesé tiene que encontrar la regularidad, ser partícipe y resolutivo de principio a fin y que el rival le respete por el potencial que tiene para castigarte a la mínima oportunidad.

• Juego-oficio. El canario, aún en formación, anda por el sendero que hay entre el malabarista y el futbolista habilidoso. Olvidarse de adornos y posturas para comenzar a ser prácticos. Sentirse vital para un equipo y resolutivo al marcar la diferencia.

• Velocidad-resistencia. Cada partido que juega, el fútbol es más exigente con él. Se espera más de sus quiebros, por eso la pelota desemboca cada vez más en sus pies. Para cumplir con las expectativas de crack que su técnica obliga, tiene que alcanzar la cualidad que permite a un futbolista repetir acciones cortas a máxima velocidad el mayor número de veces posible.

 

VALORACIÓN FUTBOLÍSTICA

Jesé Rodríguez, un juvenil en el mundo de los sueños. El futbolista del Real Madrid Castilla tiene fuego en la mirada y alegría cuando juega. Suma velocidad e imaginación a un deporte llamado a dar espectáculo.

Sin demarcación fija, por dentro o por fuera, extremo o segundo delantero. El profesionalismo y su nivel de desparpajo determinarán su lugar en el campo y su trayectoria.

Mientras crece en la Segunda División B, su ilusión es vivir en la elite. El talento ya lo tiene, ahora debe alimentarlo día a día porque, como diría Arrigo Sacchi, el fútbol necesita gente fiable.

 

* Miguel Ángel Montoya es Periodista. En Twitter: @Montini3 En la web: zidanesypavonesfc.blogspot.com

– Fotos: Víctor Carretero – Elisa Estrada – Ángel Martínez (Real Madrid)



Para acceder a la Revista basta con hacerse socio del Club Perarnau aquí. 
orange county local std test
Perarnau Magazine es mucho más que un blog de fútbol: es el punto de encuentro en la red del análisis deportivo con el valor añadido, la mirada en profundidad que no descuida la inmediatez. Dirigido por el periodista Martí Perarnau, el Magazine concentra opiniones que van desde el análisis competitivo a temáticas concretas como las tácticas de fútbol.

El deporte rey centra buena parte de los contenidos y resulta una publicación especialmente útil para un entrenador de fútbol o un simple aficionado que quiera descubrir desde facetas de su propio deporte hasta historias relacionadas con el deporte en general. El balón y las noticias que lo rodean centran el grueso de los contenidos, pero no se limitan al fútbol. El hecho diferencial del Magazine radica en la variedad: ponemos el foco en los principales deportes olímpicos y sus competiciones, en la salud aplicada al deporte y en un exhaustivo diagnóstico del mercado profesional.

Perarnau Magazine quiere liderar en la red un periodismo deportivo reposado que se abre camino con las luces de carretera antes que con las de crucero.

©2020 Blog fútbol. Blog deporte | Análisis deportivo. Análisis fútbol
Aviso legal



Información: info@martiperarnau.com
Club Perarnau: club@martiperarnau.com
Publicidad: publicidad@martiperarnau.com

Horario de atención al socio: De lunes a viernes de 09.00h a 18.00h