Perarnau Magazine

"En la sociedad de la prisa, el que camina despacio camina solo". Josep Cunill


Santoral / Historias

Karl Aage Præst: El fantástico extremo ‘kobmendense’

por el 8 julio, 2014 • 17:08

Considerado el primer gran jugador danés del fútbol moderno, fue el precursor de otras estrellas de su país que surgieron con posterioridad como Allan Simonsen, Elkjaer Larsen, Soren Lerby, Michael Laudrup o Peter Schmeichel. Hizo una brillante carrera en el calcio y obtuvo un bronce con el equipo nacional en los Juegos Olímpicos de Londres en 1948. Nacido el 26 de febrero de 1922 en Copenhague (Dinamarca), fue un extremo zurdo de gran clase. Destacaba por su velocidad, magnífico regate, exquisito control del balón y preciso disparo, llegando a ser un especialista en los lanzamientos de falta.

aage

Comenzó su carrera en el Osterbro Boldklub de su país en edad juvenil y en su segundo año en dicha categoría explotó con 57 tantos en 16 partidos. Llegó al primer equipo en 1940, formando a partir de entonces un gran tándem con el delantero Helge Bronée. Con el equipo capitalino ascendió a primera división en la temporada 1945-1946 tras proclamarse vencedores en segunda aquel curso.

En la campaña siguiente conquistó otro título de carácter local con el OB, la Copa Copenhague, después de vencer en la final al Boldklubben 1903. En la liga, durante varios años, se acomodaron en la mitad de la tabla sin posibilidad ninguna de luchar por el campeonato doméstico.

Sus grandes actuaciones no pasaron desapercibidas y en 1949 recibió una oferta de la Juventus de Turín. Su compatriota John Hansen era bianconeri desde hacía un año y terminó por convencerle para que hiciese las maletas destino Italia. Su primer curso con la Juventus no pudo ser mejor al conquistar la liga italiana por delante de Milán e Inter. Era un equipo dirigido por el inglés Jesse Carver, que tenía a su disposición a Pietro Rava, Rinaldo Martino, Carlo Parola, Giampiero Boniperti, John Hansen y Hermes Mucinelli, además del extremo danés, que logró 11 goles en 37 partidos disputados y asistió de manera regular a sus compañeros de ataque para anotar 100 goles aquel año.

La temporada posterior no consiguieron revalidar el título, al ocupar la tercera plaza, pero obtuvieron el pase a la Copa Río, un torneo que reunió en Brasil a equipos de Austria, Francia, Italia, Portugal, Uruguay, Yugoslavia y del país brasileño. En la primera fase compartieron el Grupo 2 con el Palmeiras, el Niza y el Estrella Roja, y lo acabaron liderando con tres victorias y 10 goles a favor. En las semifinales a doble partido se enfrentaron al Austria de Viena. En el primer duelo empataron a tres con dos goles de Praest y en el segundo se impusieron por 3-1, logrando así el pase a la final. Otra vez se vieron las caras con el Palmeiras, al que en la liguilla habían derrotado por 0-4. Esta vez las cosas fueron distintas y en Pacaembú perdieron por la mínima, mientras que en Maracaná quedaron 2-2 (el primero de la Juve anotado por Praest), llevándose el título el conjunto verde. Praest destacó en el apartado goleador y fue el mejor artillero del torneo con 5 goles de forma compartida con su compañero Boniperti y con Friaça, del Vasco da Gama.

En el curso 1951-1952 recuperaron el poder en el fútbol italiano al obtener la liga con siete puntos de distancia respecto al Milán. En el banquillo empezó la temporada el dúo Luigi Bertolini y Virginio Rosetta y la terminó el húngaro Gyorgi Sarosi. Praest fue fijo durante toda la campaña en una escuadra a la que había llegado otro danés, Karl Aage Hansen. Solo marcó en tres goles, pero fue vital en el frente de ataque que formaba con Boniperti, Mucinelli y sus dos compatriotas.

En 1953 y 1954 la Juventus se tuvo que conformar con dos subcampeonatos ligueros al ser superada por el Inter de Milán de Alfredo Foni, y a partir de 1955 el nivel del equipo turinés bajó ostensiblemente. Un séptimo y un duodécimo lugar dieron la alarma a los dirigentes de la entidad, que decidieron realizar un proceso de renovación en la plantilla. Praest se marchó a la Lazio tras siete temporadas, en las que dejó unos registros de 232 partidos y 51 goles.

En la institución lazial solo estuvo la temporada de 1956-1957, jugando un total en siete encuentros. Allí se reencontró con viejos conocidos de la Juventus como el técnico Jesse Carver y los jugadores Pasquale Vivolo, Umberto Pinardi y Hermes Mucinelli. A nivel general, la Lazio hizo un gran año y finalizó en tercera posición de la clasificación tras el Milán y la Fiorentina. Al término de la campaña, con 35 años, decidió retirarse de los terrenos de juego.

Osterbro Boldklub (1945)

Osterbro Boldklub (1945)

Con la selección danesa fue internacional en 24 ocasiones, anotando 17 goles. Debutó en 1945 en un choque amistoso frente a sus vecinos suecos en Estocolmo. En aquel duelo salió en el minuto 50 sustituyendo a Helmuth Sobirk, pero no pudo evitar el triunfo de Suecia por 2-1. Su estreno goleador no tardó mucho en llegar y en su segundo partido como internacional colaboró con un gol en la victoria por 1-5 frente a Noruega.

En 1947 participó en el Campeonato Nórdico que había empezado diez años antes, pero que se alargó en su conclusión al faltar seis partidos por disputarse. En Copenhague sufrieron una dura derrota ante Suecia por 1-4 que les alejó prácticamente de cualquier posibilidad de lograr el título. Varios meses más tarde ganaron en Oslo a los noruegos por 3-5 con un doblete suyo y en casa vencieron a Finlandia por 4-1, llevando su firma otros dos goles. Estas dos victorias les auparon al subcampeonato, quedando a tres puntos de Suecia, que se proclamó campeona de esta edición.

Fue convocado para los Juegos Olímpicos de Londres en 1948 junto a otras figuras de su país como John Hansen, Karl Aage Hansen, Johannes Ploger o Axel Pilmark que buscaban lograr una medalla, como se consiguió décadas antes con dos platas en 1908 y 1912.

En la primera fase se vieron las caras con Egipto, que en principio era un rival asequible. Sin embargo, los africanos no lo pusieron sencillo y forzaron la prórroga con un tanto en el minuto 83. En el tiempo extra, dos goles de Karl Hansen y Ploger dieron el triunfo por 3-1 para pasar de ronda. En cuartos de final tuvieron como adversario a Italia en Highbury. John Hansen destrozó a la defensa rival con cuatro goles y los italianos acabaron claudicando por 5-3. En semifinales, de nuevo Suecia, que contaba en sus filas con Gren, Nordahl, Liedholm o Carlsson, les apartó de la lucha de por el oro al doblegarles por 2-4. En el tercer y cuarto puesto, los anfitriones, apoyados por 50.000 gargantas en Wembley, se mostraron inferiores a los daneses, que ganaron el bronce tras vencer por 3-5 con dos goles Praest, otros dos de John Hansen y uno de Sorensen.

En octubre del mismo año, el extremo zurdo jugó en una nueva edición del Campeonato Nórdico, concretamente en el estadio Rasunda ante Suecia, que certificaría su condición de bestia negra al imponerse por la mínima con una diana de Liedholm. Se despidió del equipo nacional poco después, el 19 de junio de 1949, en un duelo amistoso ante Polonia, a la que derrotaron por 1-2.

En 1947 formó parte del equipo europeo que se enfrentó a Gran Bretaña para celebrar el regreso de Inglaterra a la FIFA. En Hampden Park, los británicos avasallaron a los europeos por 6-1, que formaron con Da Rui (Francia), Petersen (Dinamarca), Steffen (Suiza), Carey (Irlanda), Parola (Italia), Ludl (Checoslovaquia), Lambrechts (Bélgica), Gren (Suecia), Nordahl (Suecia), Wilkes (Países Bajos) y Praest (Dinamarca).

En 2008 ingresó en el Salón de la Fama del fútbol danés por todos los méritos contraídos con la Juventus de Turín y la selección de Dinamarca. Falleció tres años más tarde, el 19 de noviembre de 2011, a los 89 años de edad.

* Alberto Cosín.




orange county local std test
Perarnau Magazine es mucho más que un blog de fútbol: es el punto de encuentro en la red del análisis deportivo con el valor añadido, la mirada en profundidad que no descuida la inmediatez. Dirigido por el periodista Martí Perarnau, el Magazine concentra opiniones que van desde el análisis competitivo a temáticas concretas como las tácticas de fútbol.

El deporte rey centra buena parte de los contenidos y resulta una publicación especialmente útil para un entrenador de fútbol o un simple aficionado que quiera descubrir desde facetas de su propio deporte hasta historias relacionadas con el deporte en general. El balón y las noticias que lo rodean centran el grueso de los contenidos, pero no se limitan al fútbol. El hecho diferencial del Magazine radica en la variedad: ponemos el foco en los principales deportes olímpicos y sus competiciones, en la salud aplicada al deporte y en un exhaustivo diagnóstico del mercado profesional.

Perarnau Magazine quiere liderar en la red un periodismo deportivo reposado que se abre camino con las luces de carretera antes que con las de crucero.

©2023 Blog fútbol. Blog deporte | Análisis deportivo. Análisis fútbol
Aviso legal



Información: info@martiperarnau.com
Club Perarnau: club@martiperarnau.com
Publicidad: publicidad@martiperarnau.com

Horario de atención al socio: De lunes a viernes de 09.00h a 18.00h