Perarnau Magazine

"La competición no forja el carácter. Lo revela". Imanol Ibarrondo


Internacional / Fútbol

La MLS se abre al sol

por el 6 diciembre, 2013 • 8:51

Captura de pantalla 2013-12-03 a la(s) 20.10.38

El estado de Florida tendrá una importante representación futbolística a medio plazo. El anuncio oficial de que Orlando tendrá su propia franquicia en la MLS a partir de 2015 se une al proyecto –cada vez más serio y asentado– que David Beckham prepara en Miami, reproduciéndose así la dualidad estatal que ya se produce en la NBA con los Orlando Magic y los Miami Heat. El idilio de la ciudad de Orlando con el fútbol es relativamente reciente, comenzando –como en tantas otras ciudades– con una tímida aproximación durante el mundial de 1994, que permitió que el Citrus Bowl acogiera cinco partidos de la fase de grupos, incluyendo los tres de unos Países Bajos que tenían en su convocatoria a Frank Rijkaard, Dennis Bergkamp o Marc Overmars.

El que es considerado deporte rey en los continentes europeos y sudamericanos tuvo que esperar hasta el 2011 para tener una inmersión más profunda en la vida social de sus habitantes. Fue con la transformación de los Austin Aztex en los Orlando City Lions cuando el fútbol comenzó a arraigar de verdad, con un proyecto estable comandado por Phil Rawlins, hoy convertido en el corresponsable de la nueva franquicia junto al empresario brasileño Flávio Augusto da Silva. Tras dos temporadas exitosas en la USL Pro, desde el club se ha considerado el momento adecuado para dar el salto a la gran liga y pasar a formar parte de la Major League Soccer, desatando la euforia entre una afición que ha demostrado no ser casual ni pasajera. En septiembre de este mismo año se batió el récord de asistencia del Florida Citrus Bowl, con 20.886 almas animando al equipo púrpura en la final de la USL Pro, que terminó con un obsceno 7-4 favorable a los Lions ante los Charlotte Eagles.

Mientras Sporting Kansas City y Real Salt Lake velan armas para la final de la MLS Cup, que tendrá lugar en el Sporting Park (Kansas City), a más de 2.000 kilómetros de distancia se continua trabajando para dar forma a un equipo que aspira a ocupar muchos titulares en cuanto se incorpore a la competición. Don Garber, comisionado de la MLS, reconoció en la presentación oficial de la nueva franquicia que espera mucho del nuevo proyecto, apuntando al origen británico y brasileño, dos epicentros del fútbol mundial, de sus copropietarios: “Un brasileño y un británico. ¿No es genial para un equipo de fútbol profesional?”, se preguntaba retóricamente, sonriente ante el nuevo horizonte mercantil que se abre en la competición.

Más allá de la masa social y del impulso puramente deportivo que supondrá Orlando City en su ámbito regional, no es baladí la importancia económica que puede suponer tener un equipo en una gran liga, dado que Orlando es actualmente el mercado más grande que solo dispone de una franquicia (Orlando Magic) en alguna de las grandes ligas deportivas (las cuatro clásicas: fútbol americano, baloncesto, béisbol, hockey sobre hielo; y ahora el fútbol). Con el ascenso deportivo de los antiguos Lions quedan cubiertas la NBA y la MLS, posiblemente la competición con mayor potencial a corto y medio plazo en los intereses de una sociedad estadounidense cada vez más heterogénea y abierta al soccer.

En la cristalización de la que será la vigésimo primera franquicia de la Major League Soccer han confluido todas las fuerzas sociales y políticas del condado de Orange, que se han unido en favor de un proyecto común que puede dar una mayor visibilidad a la región a través del deporte justo en un momento en el que la MLS está ganando adeptos en Europa y Sudamérica dado el aumento de la calidad de la competición. Aunque el gran objetivo para Don Garber y su organización es la de quitarse el sambenito de cementerio de elefantes con el que despectivamente se hace referencia a la competición, la nómina de grandes jugadores que no han alcanzado aún el ocaso de sus carreras sigue aumentando de forma progresiva. Orlando City, a través de Flávio Augusto da Silva, puede ser el catalizador de un nuevo salto de calidad. El gran objetivo del empresario brasileño consiste en que la futura estrella del equipo sea algún jugador brasileño. Su amistad personal con Kaká, actualmente en el Milan, ha dirigido los focos hacia el otrora Balón de Oro y FIFA World Player, aunque lo más probable es que el jugador franquicia sea un brasileño más joven y que no esté, a ojos de la prensa y de los aficionados, dando sus últimos coletazos como futbolista.

A pesar del toque de glamour que pueda aportar el ADN brasileño, la esencia del equipo no se verá radicalmente afectada, como ha sucedido en tantas otras ocasiones al comenzarse un proyecto. La experiencia acumulada en la USL Pro ha servido para que Adrian Heath, el técnico del equipo, sea el elegido para continuar al mando de la nave púrpura. El entrenador inglés –con pasado en el Espanyol, donde jugó entre 1988 y 1989– ha estado al cargo de la franquicia desde que era conocida como Austin Aztex, hace ya cinco años. Su vasto conocimiento del fútbol estadounidense lo convierte en el candidato ideal para la nueva aventura, por encima de otros nombres mucho más potentes mediáticamente como Bob Bradley, recientemente despedido como seleccionador de Egipto.

La identidad del entrenador ha sido solo uno más de los secretos que quedan por desvelar. Desde el momento en el que se escriben estas líneas hasta su debut en la MLS, a los propietarios les quedan entre diez y doce grandes anuncios por hacer, que incluirán tanto el nuevo logotipo como la denominación del nuevo estadio, ya en construcción para dar cabida a los aficionados que vibraron con el decisivo poker de goles de Dom Dwyer ante los Eagles que contribuyó a conseguir la USL Pro. El mismo día de la presentación de la franquicia, más de 4.000 hinchas se quedaron sin poder acceder al Cheyenne Saloon, escenario con una fuerte carga simbólica –es el mismo lugar en el que se presentaron los Orlando Magic hace casi treinta años–. Orlando tiene sed de fútbol y 2015 ya está en el horizonte, tanto de la ciudad como de la MLS.

* Agustín Galán es periodista.

– Foto: Joshua C. Cruey (Orlando Sentinel)




orange county local std test
Perarnau Magazine es mucho más que un blog de fútbol: es el punto de encuentro en la red del análisis deportivo con el valor añadido, la mirada en profundidad que no descuida la inmediatez. Dirigido por el periodista Martí Perarnau, el Magazine concentra opiniones que van desde el análisis competitivo a temáticas concretas como las tácticas de fútbol.

El deporte rey centra buena parte de los contenidos y resulta una publicación especialmente útil para un entrenador de fútbol o un simple aficionado que quiera descubrir desde facetas de su propio deporte hasta historias relacionadas con el deporte en general. El balón y las noticias que lo rodean centran el grueso de los contenidos, pero no se limitan al fútbol. El hecho diferencial del Magazine radica en la variedad: ponemos el foco en los principales deportes olímpicos y sus competiciones, en la salud aplicada al deporte y en un exhaustivo diagnóstico del mercado profesional.

Perarnau Magazine quiere liderar en la red un periodismo deportivo reposado que se abre camino con las luces de carretera antes que con las de crucero.

©2024 Blog fútbol. Blog deporte | Análisis deportivo. Análisis fútbol
Aviso legal



Información: info@martiperarnau.com
Club Perarnau: club@martiperarnau.com
Publicidad: publicidad@martiperarnau.com

Horario de atención al socio: De lunes a viernes de 09.00h a 18.00h