Perarnau Magazine

"Solo los buenos quieren mejorar. Por eso son buenos". Nick Faldo


Baloncesto / NBA / NCAA

La NBA y su límite de edad

por el 16 agosto, 2013 • 15:27

Captura de pantalla 2013-08-07 a la(s) 19.24.26

La clase del draft del año 2012 no ha dejado buenas sensaciones entre la prensa especializada. Tan solo Damian Lillard ha rendido a un nivel de súper estrella. El base de los Trail Blazers completó el ciclo de cuatro años en la universidad. Esto, unido al irregular (o bajo en algunos casos) rendimiento de los jugadores que dejaron sus universidades en el primer año para pasar al profesionalismo (one and done), ha abierto, de nuevo, un gran debate.

Siempre ha habido voces que reclaman que la NBA ponga como límite los 20 años para ser elegido en el draft. La competición ha ido cambiando la normativa a lo largo de los años, siendo ahora 19 la edad mínima para poder jugar en la mejor liga del mundo. Esto, para algunos, es insuficiente, y defienden que hay que subirlo a 20.

Todos los especialistas que se muestran favorables a esta idea siempre mencionan un artículo de Steve Kerr, exjugador profesional de éxito y ahora comentarista para la TNT, en el que da una serie de argumentos por los cuales la NBA debería subir el límite de edad. El artículo fue publicado en mayo del 2012 por la web Grantland. El equipo de la formidable web y programa Tirando a Fallar, de EsRadio, lo tradujo.

Siempre he sido contrario a poner límites a las cosas. La NBA es una entidad privada y puede hacer lo que quiera, faltaría más. Al leer el artículo de Steve Kerr, nuestra opinión no cambió. Rebatiremos sus argumentos, sin más objetivo que dar otro punto de vista, basándose en los datos y opiniones que da en el artículo..

La primera causa que cita para defender su argumento es la falta de madurez de los jugadores que solo están un año en el baloncesto universitario. Obviamente, cuanto más años tienes, más maduro eres. Pero no todos maduramos a la misma edad.

Se puede generalizar y establecer los 18 años para poder votar o los 21 para poder beber bebidas alcohólicas legalmente, pero estaremos de acuerdo en que algunos a los 18 no saben todavía qué es lo mejor para ellos como para saber qué es lo mejor para un país y que hay gente que ni con 30 debería beber.

En el deporte, en la NBA y el draft, que es de lo que hablamos aquí, son los clubes profesionales los que pueden decidir a qué edad un jugador está capacitado para competir al máximo nivel. Si hay un chico que con 18 años está preparado, lo puede escoger. Si no lo está, se espera a considerar si está maduro para seleccionarlo. No le vemos el problema.

Sigue Kerr diciendo que con el límite actual, a los 19 años, las franquicias de la NBA sufren pérdidas y grandes costes ya que la temporada del baloncesto universitario solo tiene cuatro meses y es difícil decidir sobre los jugadores en ese tiempo. Ya no sería un problema del límite de edad, sino de la capacidad de los ojeadores de analizar todas las señales posibles. Porque un jugador de baloncesto no comienza a jugar a los 18, sino que antes lo ha hecho en el high school.

¿Por qué un chico maduro, con talento, que tiene 18 o 19 años, tiene que esperar un año más porque un ojeador no posee suficiente información? ¿Son culpa del límite de edad los errores de juicio o la falta de información? ¿ O es un problema del trabajo del informante?

La función de un ojeador consiste, precisamente, valorar si el jugador está o no preparado. Para ello, imagino que no se basa solo en cuatro meses, sino que ha debido hacer un trabajo previo. Así, se puede ver cuál ha sido la progresión de un jugador desde la adolescencia, teniendo muchos puntos para hacer un juicio de valor.

Por esa razón, el tercer argumento de Kerr está vacío. Dice que las franquicias no deberían asumir el coste que supone desarrollar a un jugador. ¿Un jugador que está cuatro años en la NCAA no se desarrolla desde que llega a la NBA? ¿No hay que trabajar igual para que se adapte al equipo y a la competición?

Intuyo que para Kerr ese trabajo de mejora es menor con los jugadores de 20 o más, pero cada jugador tiene su propio punto de madurez. Es la labor del ojeador detectar cuándo está preparado o no. Es decisión de la franquicia decidir si gastar tiempo y dinero en mejorar un jugador, a pesar de que suponga un peor presente, pero así igual intuye que hay un futuro mejor.

Porque nada garantiza que a los 20 se esté preparado. Como nada dice que a los 18 no se esté. Obviamente, habrá más gente preparada a los 20 que a los 18, pero subiendo el límite de edad se perdería por el camino ese grupo de privilegiados. Que haberlos, los ha habido. Como LeBron James, por ejemplo.

Kerr habla en su argumento número cuatro del impacto en márketing que supone llegar a la NBA después de estar mucho tiempo en la NCAA. Pone como ejemplo la llegada de Erwing a los Knicks o la ilusión que supuso para Celtics y Lakers la incorporación de Bird y Magic. Obviamente se olvida de lo que supuso para la NBA y todo el mundo baloncestístico la elección de LeBron como número 1.

Dos años antes de acabar su ciclo en el high school, Lebron fue portada de la revista Gigantes en España. Con 16 años. Por entonces, era el jugador más conocido en Estados Unidos que no jugaba en la NBA. En Cleveland, su elección fue todo un acontecimiento. Situó a la franquicia entre las más populares fuera de Estados Unidos. Los partidos de los Cavs eran seguidos por aficionados de todo el mundo que querían ver a LeBron. No hace falta decir que no jugó la NCAA.

To match Interview NBA/STERN

Como tampoco lo hizo Dwight Howard, quien colocó a los Magic de forma inmediata en un equipo capaz de competir con los mejores equipos del Este. Tanto LeBron como Howard llevaron en poco tiempo a sus equipos a disputar las finales de la NBA. Tuvieron impacto mediático y deportivo sin pasar por la NCAA.

Seguramente son excepciones, pero es que también lo son las excepciones que usa él en su artículo. Para explicar las bondades de completar los años en la NCAA o de aumentar el límite de edad a 20 años explica que los números en la primera temporada de Magic, Bird o Tim Duncan fueron mejores que los de LeBron, Garnett o Kobe.

Así es, pero es que seguramente fueron mejores que cualquier otro jugador con los que sean comparados. Además, las carreras de LeBron y Garnett no son precisamente carreras que se hayan visto lastradas por haberse saltado la NCAA. Resulta curioso que muchos de los mejores jugadores de los últimos diez años no hayan pasado por la NCAA. Ni Kobe, ni LeBron, ni Garnett, ni Howard la han jugado.

Para Kerr, que exista el límite de edad a los 19, o 18 como estaba en los tiempos de los jugadores anteriormente citados, significa que en la NBA cada vez es más difícil explicar a los jugadores el sentido de equipo, que es algo que se crea en la NCAA. Relata la situación en los institutos, que poco ayuda a formar un jugador. Seguramente la queja de Kerr sea cierta, pero poco o nada tiene que ver con el límite de edad.

Si en el instituto americano no se forma, no se educa y no se trabaja con fundamentos tácticos, deberá mejorarse eso. No debería prohibirse a un chico que igual sí posee esos conceptos, porque ha caído en un buen instituto a dar el salto. O al menos, los ojeadores de la NBA deberían saber si ese chico que se presenta ha sido educado bajo los principios que buscan y, si no es así, no elegirlo. No sabemos ver qué relación puede tener eso con el límite de edad.

Porque, a pesar de que Kerr termina diciendo que la falta de mentores en los jugadores es un obstáculo para su formación, igual es más útil que a Kobe lo haga grande alguien como Phil Jackson a que sea gestionado por un mal entrenador en la NCAA. ¿O es que solo hay buenos entrenadores en la NCAA? ¿No se puede perder un buen talento por haber entrado en una universidad en la que las artes de un entrenador te hagan perder el amor por el baloncesto?

100526_Darko_v

Los argumentos de Kerr no demuestran nada. Al contrario, parece que busca excusas en algunas malas elecciones por parte de las franquicias. Como si con el límite de edad a los 20 años estos errores fuesen menores. Como si alguien no hubiese escogido a Milicic por delante de Wade, que precisamente tenía los 20 que dice Kerr.

Preguntarse si Magic, Bird o Duncan hubiesen sido igual de buenos si no hubiesen pasado por la NCAA o solo hubiesen estado un año es trampa. Porque entonces surge la pregunta contraria: ¿hubiesen sido mejores LeBron, Durant o Kobe si hubiesen pasado a la universidad? No lo sabemos, pero resulta difícil pensarlo. O, al menos, tanto como la primera cuestión.

Podría estar de acuerdo en que con 20 años o más uno está más preparado para jugar la NBA, pero generalizar en la vida siempre es malo. Si no hubiese límite de edad, las franquicias podrían seguir sin seleccionar a gente de 18 años si así lo decidiesen. ¿Por qué poner límites entonces?

* Daniel Arias.


– Fotos: NBA – Bill Kostroun (AP)



Tags: , ,
Para acceder a la Revista basta con hacerse socio del Club Perarnau aquí. 
orange county local std test
Perarnau Magazine es mucho más que un blog de fútbol: es el punto de encuentro en la red del análisis deportivo con el valor añadido, la mirada en profundidad que no descuida la inmediatez. Dirigido por el periodista Martí Perarnau, el Magazine concentra opiniones que van desde el análisis competitivo a temáticas concretas como las tácticas de fútbol.

El deporte rey centra buena parte de los contenidos y resulta una publicación especialmente útil para un entrenador de fútbol o un simple aficionado que quiera descubrir desde facetas de su propio deporte hasta historias relacionadas con el deporte en general. El balón y las noticias que lo rodean centran el grueso de los contenidos, pero no se limitan al fútbol. El hecho diferencial del Magazine radica en la variedad: ponemos el foco en los principales deportes olímpicos y sus competiciones, en la salud aplicada al deporte y en un exhaustivo diagnóstico del mercado profesional.

Perarnau Magazine quiere liderar en la red un periodismo deportivo reposado que se abre camino con las luces de carretera antes que con las de crucero.

©2020 Blog fútbol. Blog deporte | Análisis deportivo. Análisis fútbol
Aviso legal



Información: info@martiperarnau.com
Club Perarnau: club@martiperarnau.com
Publicidad: publicidad@martiperarnau.com

Horario de atención al socio: De lunes a viernes de 09.00h a 18.00h