Perarnau Magazine

"El modelo de juego es tan fuerte como el más débil de sus eslabones". Fran Cervera


España / Fútbol

Que la inspiración te encuentre trabajando

por el 12 noviembre, 2014 • 11:06

Valladolid Girona (EFE)

El Real Valladolid comenzó la temporada con la idea de que su juego combinativo y posicional se impusiese al resto de equipos. Tras seis partidos en casa y doce jornadas de liga se ha colocado en cabeza de la Segunda División del fútbol español, con los mismos puntos (25) que el líder Las Palmas. Sus dos últimos partidos en Zorrilla marcan una tendencia ya que salvo la entrada de Sastre por Timor en el doble pivote del 1-4-2-3-1 en el partido contra el Girona, la alineación fue la misma que frente a la Deportiva. No se puede afirmar que el juego combinativo sea el estandarte del equipo. Es más, creo que no se ha caído en el error de, por obligación, siempre jugar en corto desde atrás. Posiblemente sería un suicidio y no se cuenta con el talento de todos los jugadores para ello. No olvidemos que un equipo es tan bueno como el peor futbolista que tiene en el campo y que, evidentemente, cualquier equipo de Segunda División tiene sus carencias. Javi Varas, si en el saque de puerta ve que sus compañeros están marcados opta por poner el balón en juego con un pase largo y a partir de ahí se busca la segunda jugada.  La practicidad ha ganado en este caso al riesgo.

El juego posicional, sin embargo, sigue siendo irrenunciable, incluso se han visto evoluciones del equipo como que:

  • Mojica (medio izquierdo) espera paciente pegado a la línea de la banda izquierda para iniciar desmarques de ruptura en vertical o diagonal. Su endiablada velocidad está dando mucho al Pucela. Puntos y espectáculo, y es que al final lo que levanta al espectador de su asiento, sin lugar a duda, son los duelos individuales.
  • Bergdich (medio derecho) tiene libertad para irse para adentro, incluso llegando a la posición de delantero centro, y dejar toda la banda para el lateral haciendo que Oscar Díaz retrase su posición junto a Oscar González para tener superioridad en la mediapunta. Este movimiento, totalmente asimétrico, genera incertidumbre y sorpresa en los rivales.
  • Tras la pérdida de balón en el campo contrario el equipo presiona mejor durante esos cuatro o cinco segundos claves, recuperando en muchas ocasiones la posesión. Se observa la voluntad e inmediatez tan necesaria en el cambio de rol de ataque a defensa, que aunque no se haga bien, sale bien ya que exige la máxima velocidad y precisión en los rivales, que acaban fallando.
  • En la fase ofensiva los centrales reducen el espacio de juego al rival todo lo que pueden tirando el fuera de juego tan adelante como la jugada lo permita, y vigilando a los delanteros contrarios para tratar de anticiparse a ellos en caso de que el equipo pierda el balón, o cuando menos no permitirles que se den la vuelta. De esta manera se ahoga su progresión en el juego y economiza esfuerzos del equipo propio.
  • En varias salidas de balón contra el Girona (cuando todavía el marcador estaba empate a cero), una vez que el portero juega en corto hacia un lado, Leao se coloca entre ambos centrales viniendo desde la posición de medio centro para facilitar un apoyo de cara por el centro.

El Real Valladolid con el paso de las jornadas evidencia solidez, solidez práctica. El equipo defensivamente se agrupa y bascula bien, existe solidaridad y es común ver a los medios de banda ayudando a sus laterales. En ataque los mecanismos posicionales se repiten una y otra vez, con la intención de dañar al rival. Unas veces con mayor tiempo de posesión de balón y juego combinativo y otras con mayor profundidad y rapidez. No existe obsesión por la conservación del balón o el control del juego.

En definitiva, el Real Valladolid se ha aplicado el consejo práctico que nos dio en su día a todos el genio Picasso: “Que la inspiración te encuentre trabajando”. El trabajo sobre los conceptos entrenados parece innegociable para Rubi. No es trabajar por trabajar, ya que el trabajo se da por supuesto en un equipo profesional, sino trabajar bajo un modelo de juego. Cuando la inspiración no llega, quizás se empate como contra la Deportiva, cuando lo hace, lo más probable es que se gane, como pasó contra el Girona.

1.- El Real Valladolid posicional (septiembre 2014)

2.- Los detalles de Zorrilla (octubre 2014)

* Daniel Juan Sánchez es entrenador.

– Foto: EFE



Para acceder a la Revista basta con hacerse socio del Club Perarnau aquí. 
orange county local std test
Perarnau Magazine es mucho más que un blog de fútbol: es el punto de encuentro en la red del análisis deportivo con el valor añadido, la mirada en profundidad que no descuida la inmediatez. Dirigido por el periodista Martí Perarnau, el Magazine concentra opiniones que van desde el análisis competitivo a temáticas concretas como las tácticas de fútbol.

El deporte rey centra buena parte de los contenidos y resulta una publicación especialmente útil para un entrenador de fútbol o un simple aficionado que quiera descubrir desde facetas de su propio deporte hasta historias relacionadas con el deporte en general. El balón y las noticias que lo rodean centran el grueso de los contenidos, pero no se limitan al fútbol. El hecho diferencial del Magazine radica en la variedad: ponemos el foco en los principales deportes olímpicos y sus competiciones, en la salud aplicada al deporte y en un exhaustivo diagnóstico del mercado profesional.

Perarnau Magazine quiere liderar en la red un periodismo deportivo reposado que se abre camino con las luces de carretera antes que con las de crucero.

©2020 Blog fútbol. Blog deporte | Análisis deportivo. Análisis fútbol
Aviso legal



Información: info@martiperarnau.com
Club Perarnau: club@martiperarnau.com
Publicidad: publicidad@martiperarnau.com

Horario de atención al socio: De lunes a viernes de 09.00h a 18.00h