Perarnau Magazine

"La audacia tiene genio, poder y magia. Comienza ahora, ponte en marcha”. Johann W. Von Goethe


Internacional / Champions League 2014-2015 / Fútbol / Crónicas 2014-2015

Un cuento napolitano

por el 20 agosto, 2014 • 10:43

1.- Nápoles es una ciudad singular y excesiva, acorde con su nacimiento, propia del sur de Italia e impropia de cualquier otra situación. Es fascinante desde fuera, aunque no apta para todos los públicos, y arrebatadora desde dentro, aunque no se aconseja entrar a cualquiera. Cada rincón asombra un poco más que el anterior, envuelto en un delicioso caos que parece haber embriagado a cada napolitano, sea por cívica resignación o desobediente costumbre. Nápoles albergaba anoche un partido de Liga de Campeones. Y no era un partido cualquiera. Esta eliminatoria otorga la llave para abrir la puerta de la fase de grupos y la habitación de invitados al imprescindible sorteo del Foro Grimaldi de Mónaco.

2.- A este contexto se enfrentaba el Athletic en su objetivo de mantener vivo el gran sueño de la Copa de Europa dieciséis años después. Bueno, realmente se enfrentaba al SSC Nápoles de Rafa Benítez, pero saltó al precioso y furibundo coliseo de San Paolo creyendo que su rival encarnaba bajo su rostro adusto y su casaca celeste todo aquel contexto. Imaginó un Vesubio y se aprestó a protegerse del fuego y no respirar las fumarolas, ideando una ruta con atajos en territorio inhóspito. Hasta que no se dio cuenta de que este partido de fútbol podía jugarlo olvidándose de lo demás, no tuvo verdaderas opciones. Pero no corramos tanto.

3.- Quizá algunos no sepan que muchos cuentos de los hermanos Grimm o Perrault tienen su origen en el Pentamerón, una colección de relatos que escribió Giambattista Basile dos siglos antes. Estos cuentos de hadas tardaron mucho en ser conocidos en Europa por la peculiar relación del sur de Italia con sus vecinos (aún hoy sigue vigente) y por estar escritos en napolitano. Pocos supieron comprender el recargado uso de metáforas de Basile, creyendo percibir una desordenada sátira con ácida ironía donde solo había relatos fantásticos que mostraban un peligro y un final feliz que no se adivinaba. Las historias de Cenicienta, Hansel y Gretel o La Bella Durmiente nacieron desde la imaginación napolitana. No todos se atreven a escucharla.

4.- El Nápoles partía como favorito por su mayor experiencia, su superioridad física y el mayor abanico de opciones ofensivas de calidad que atesora, lo que siempre te mantiene a menor distancia del gol, y ya sabemos lo que pesa un gol en la Copa de Europa. La disputa del mundial y una pretemporada aparentemente menos enfocada de lleno a la eliminatoria que su rival paliaban su ventaja en lo físico. Zúñiga no se vistió, Inler, Mertens y Ghoulam se sentaron en el banquillo y otros como Higuaín o Insigne no parecían cerca de su mejor nivel.

5.- Benítez salió con su 1-4-2-3-1 de cabecera, con una primera línea de presión no muy agresiva, reservando ferocidad para su propio campo. Tras el robo, había que buscar rápido en zonas interiores al Pipa, o a uno de los extremos para que la dejaran de cara y giraran dando continuidad y verticalidad al ataque ya en campo rival. Pero defender balones verticales es una de las principales virtudes dela defensa rojiblanca, por arriba y por abajo.

6.- El Athletic, por su parte, presentó al equipo que logró la cuarta posición en la pasada liga, con la obligada novedad de Beñat cumpliendo prácticamente el mismo rol que tenía Ander Herrera. Se notó que no lo es. Lo preocupante es que tampoco fue Beñat, una vez más. La puesta en escena de los bilbaínos reveló dos cosas: que Valverde daba por sentado que habría que afrontar una salida en tromba del Nápoles y que el contexto del primer párrafo no se lo quitaban de la cabeza.

7.- La consigna de evitar pérdidas comprometidas en propio campo o en las inmediaciones de la línea divisoria parecía clara. El Athletic salía en largo una y otra vez y nadie arriesgaba ni en dar la pelota en raso a un compañero ni en perder el sitio por seguir con agresividad a un adversario. Lo cierto es que no hubo tal salida en tromba de los partenopeos. Tan cierto como que tuvieron tres ocasiones claras de gol en los primeros seis minutos. Valverde tardó poco en darse cuenta de que la segunda jugada tras la salida larga siempre era para el Nápoles. El hiperactivo Gargano y Jorginho chocaban más y mejor que los medios rojiblancos, ayudados en los flancos por Callejón e Insigne, los zagueros rivales no sufrían y Hamsík pisaba área tras cada balón dividido.

8.- Hacia el cuarto de hora de juego llegó el cambio de escenario. El Athletic empezó a combinar por abajo, con una salida más natural, y subió el bloque de presión. Cuando conseguía orientar la jugada hacia su banda derecha, acumulaba jugadores para combinar y desbordar, apoyando el lado fuerte del equipo, ese costado derecho que sembró Caparrós y regó de rutinas verticales Bielsa. Como quiera que ese flanco lo defendía Britos en el lateral (con cuerpo y trayectoria de central), el díscolo Insigne delante y Jorginho, el pivote menos intenso, los leones activaron fácilmente a De Marcos y recuperaron sensaciones. Así llegó el gol, al filo del descanso. Lo anotó Muniain, que hasta entonces no había comparecido, tras una acción brillante del comodín de medias desaliñadas que nunca se cansa de correr.

9.- El comienzo de la segunda parte mostró al Athletic más cómodo y al Iker Muniain más brillante. El talento precoz de la Txantrea excita su genio futbolístico y su gen competitivo cuando el escenario es más internacional, y dominó el partido a su antojo durante esos minutos absorbiendo juego, pelota y atención. Recibía, encaraba, arrancaba y frenaba, tiraba diagonales y desbordaba, buscaba socios y los encontraba, y jamás la perdía. Había vertido con su gol un cubo de agua helada sobre el volcán que imaginaban sus compañeros, y se dedicó a pasear en monopatín sobre los restos humeantes de aquel temor.

10.- Pero esto es fútbol, esto es la Copa de Europa y aquello era San Paolo. Y de San Paolo puedes escapar vivo por una ventana, pero no salir saludando por la puerta. Benítez dio entrada a Mertens y el belga desequilibró en casi todas y cada una de sus intervenciones. En una de ellas, la pelota cayó a pies de Higuaín en la frontal y el Pipa, por lo demás desacertado y tenso, encontró la situación que peor defiende la zaga bilbaína, demostrando además ser el futbolista que menos necesitaba para hacer gol de los que competían en el campo. Empate y toque de corneta.

11.- Los sonidos del ataque del Nápoles ensordecieron al Athletic, que dejó de imaginar para empezar a sufrir. Mertens sembró el pánico y a los leones les temblaron las piernas y se echaron atrás, pasando un rato verdaderamente angustioso porque ni Valverde pareció dar con la tecla en el momento y elección de los cambios ni vivir en fase defensiva tan cerca de su portería es la situación de partido que más le conviene o le resulte familiar. Le salvaron la inspiración de Iraizoz y el desacierto de Michu (que entró por Hamsík para jugar por detrás del punta) e Higuaín, y la veteranía de Aduriz le dio un aire vital entre embestida y embestida.

y 12.- El volcán de lava celeste resultó ser un cuento fantástico que todos creímos desde la inocencia y la inexperiencia propias de quien lucha en familia contra gigantes. Una nana de sonido melódico que puede asustar si apagamos la luz. Pero es un cuento lleno de metáforas que debemos leer entre líneas. Un cuento napolitano no tiene final feliz si no sabemos traducir su nudo tras creer a pies juntillas el prefacio. Sigue soñando, Athletic, pero con los ojos abiertos. No te duermas, Athletic, aunque seas un niño. Porque viene el coco y te comerá.

– Nápoles-Athletic Club (Previa de la Liga de Campeones, partido de ida). 19-agosto-2014. San Paolo. 1-1 (Muniain, Higuaín)

* Pedro José Arbide.



Para acceder a la Revista basta con hacerse socio del Club Perarnau aquí. 
orange county local std test
Perarnau Magazine es mucho más que un blog de fútbol: es el punto de encuentro en la red del análisis deportivo con el valor añadido, la mirada en profundidad que no descuida la inmediatez. Dirigido por el periodista Martí Perarnau, el Magazine concentra opiniones que van desde el análisis competitivo a temáticas concretas como las tácticas de fútbol.

El deporte rey centra buena parte de los contenidos y resulta una publicación especialmente útil para un entrenador de fútbol o un simple aficionado que quiera descubrir desde facetas de su propio deporte hasta historias relacionadas con el deporte en general. El balón y las noticias que lo rodean centran el grueso de los contenidos, pero no se limitan al fútbol. El hecho diferencial del Magazine radica en la variedad: ponemos el foco en los principales deportes olímpicos y sus competiciones, en la salud aplicada al deporte y en un exhaustivo diagnóstico del mercado profesional.

Perarnau Magazine quiere liderar en la red un periodismo deportivo reposado que se abre camino con las luces de carretera antes que con las de crucero.

©2019 Blog fútbol. Blog deporte | Análisis deportivo. Análisis fútbol
Aviso legal



Información: info@martiperarnau.com
Club Perarnau: club@martiperarnau.com
Publicidad: publicidad@martiperarnau.com

Horario de atención al socio: De lunes a viernes de 09.00h a 18.00h