Perarnau Magazine

"El éxito se mide por el número de ojos que brillan a tu alrededor". Benjamin Zander


Golf / Deportes

El golfista que odiaba perder

por el 31 diciembre, 2012 • 10:50

Tom Watson será el próximo capitán del equipo de Estados Unidos en la Ryder Cup que se disputará el año 2014 en Gleneagles (Escocia). Quedan dos años y todo ha ido muy deprisa. La decisión se tomó después de que la PGA conociese el deseo de Watson de dirigir al equipo. Fue el propio Watson quien hizo llegar su voluntad a la organización.

Es sorprendente que alguien de la edad de Watson (tendrá 65 en el 2014), con el reconocimiento de todo el mundo del golf y un palmarés espectacular, se exponga de una manera tan clara y directa a la crítica. ¿Cuáles son las razones que han llevado a Watson a querer asumir el reto de vengar la derrota de Medinah?

Tras finalizar la rueda de prensa de presentación, la respuesta dejó de ser una incógnita. El protagonista despejó todas las dudas. “Odio perder”, dijo. No soporta ver como su país es superado una y otra vez en la Ryder Cup y se ve capacitado para ser el líder que conduzca al éxito a una generación de jugadores americanos que, a ojos de la crítica, es la mejor que ha tenido Estados Unidos desde principios de los 90. El problema es que enfrente tendrá la mejor generación europea de la historia.

No puede sorprender a nadie esa ambición de Watson. Solo con ese espíritu se puede ganar 8 majors y 39 torneos durante su carrera. Pero, sobre todo, solo con esa ambición se puede intentar y conseguir competir con los mejores a pesar de tener edad para ser el abuelo de alguno de sus adversarios.

Ese carácter a punto estuvo de llevarlo a conseguir una de las mayores hazañas del deporte mundial. En 2009, con 59 años, un putt de unos 4 metros le separaba de su sexto The Open. Ese putt no entró y perdió una oportunidad legendaria de ser recordado para siempre por todos los aficionados al deporte, amantes o no del golf.

Otro en su lugar hubiese dejado de acudir al British, pero año tras año Watson continúa acudiendo a su cita con los links. Y su capacidad para el juego y su actitud ambiciosa le permiten pasar el corte, mostrarse competitivo y demostrar que, a pesar de la edad, es capaz de mirar a los ojos a los mejores.

A pesar de la admiración que despierta Watson, tanto por su faceta deportiva como personal, su designación como capitán de la Ryder no ha sido recibida con unanimidad en Estados Unidos. Las principales críticas radican en las dificultades que podría tener Watson para entender las necesidades de unos jugadores que pertenecen a generaciones muy distintas y a la aparente ausencia de pasión en el carácter de Watson, tan necesaria en la Ryder.

Costaría encontrar alguna acción más pasional que proponerse como capitán para dejar de perder una competición. Sobre la primera reflexión, en muchos deportes los entrenadores y líderes de grupo tienen más diferencia de edad que la que tendrá Watson con sus pupilos. Nadie dice que Capello sea incapaz de entender a sus chicos y son casi 70 años y muchos de sus jugadores no pasan de los 30.

En Estados Unidos llevan tiempo buscando alguna explicación a las continuas derrotas en la Ryder. El argumento generalizado era la incapacidad de hacer grupo de los americanos. Después de Medinah todo se vino abajo. El equipo americano falló en los individuales y arrasó en los partidos por parejas. Lo que no funcionó fueron las individualidades.

Los jugadores americanos se han mostrado satisfechos con la elección de Watson. Esto no deja de ser normal; nadie acostumbra a decir nada malo del que será su entrenador. Pero leyendo las declaraciones de Woods o Snedeker, vemos cómo ambos han destacado que esperan contagiarse de la competitividad del nuevo capitán. Esa es la principal razón de que Watson lidere a su país en la Ryder Cup del 2014.

Muchas veces se asigna el adjetivo de ganador a alguien por el mero hecho de ganar. Pero, ¿qué es ser ganador? Seguramente aquel que gana mucho, pero todo el mundo quiere ganar, todos quieren ser ganadores. Lo que no todo el mundo quiere es arriesgarse a perder. Watson ha ganado la Ryder como jugador y como capitán. Ha ganado muchísimo en el golf. Tiene ganado un reconocimiento que muchos desearían poseer.

Tiene mucho que perder y poco a ganar, ya que su figura poco más puede crecer. Pone en juego buena parte de su prestigio e imagen por no soportar la derrota. ¿Cómo llamar al carácter de Watson? Pues muy sencillo, amor al deporte, a la competición. Amor a seguir siendo deportista.

* Daniel Arias.

– Foto: AP



Para acceder a la Revista basta con hacerse socio del Club Perarnau aquí. 
orange county local std test
Perarnau Magazine es mucho más que un blog de fútbol: es el punto de encuentro en la red del análisis deportivo con el valor añadido, la mirada en profundidad que no descuida la inmediatez. Dirigido por el periodista Martí Perarnau, el Magazine concentra opiniones que van desde el análisis competitivo a temáticas concretas como las tácticas de fútbol.

El deporte rey centra buena parte de los contenidos y resulta una publicación especialmente útil para un entrenador de fútbol o un simple aficionado que quiera descubrir desde facetas de su propio deporte hasta historias relacionadas con el deporte en general. El balón y las noticias que lo rodean centran el grueso de los contenidos, pero no se limitan al fútbol. El hecho diferencial del Magazine radica en la variedad: ponemos el foco en los principales deportes olímpicos y sus competiciones, en la salud aplicada al deporte y en un exhaustivo diagnóstico del mercado profesional.

Perarnau Magazine quiere liderar en la red un periodismo deportivo reposado que se abre camino con las luces de carretera antes que con las de crucero.

©2020 Blog fútbol. Blog deporte | Análisis deportivo. Análisis fútbol
Aviso legal



Información: info@martiperarnau.com
Club Perarnau: club@martiperarnau.com
Publicidad: publicidad@martiperarnau.com

Horario de atención al socio: De lunes a viernes de 09.00h a 18.00h